fuerzas de Ortega toman control de Masaya tras violento ataque

Fuerzas leales al presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, lanzaron el martes un violento ataque contra la ciudad de Masaya, una de las que mayor resistencia opuso al gobierno desde que empezaron las protestas en contra de este hace tres meses.

Con alrededor de 40 camiones y fuertemente armados, agentes de la policía antidisturbios y paramilitares entraron el martes en la ciudad, situada al sureste de la capital del país, Managua, desde varios puntos.

Tantos medios oficialistas como grupos opositores y grupos independientes aseguran que las fuerzas gubernamentales se hicieron con el control de la misma.

Según la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (Anpdh), al menos cuatro personas fallecieron durante el ataque: tres civiles y un policía.

La violenta ofensiva se produjo específicamente sobre el barrio indígena de Monimbó, epicentro del alzamiento civil contra el gobierno de Ortega que se inició el pasado mes de abril.

Desde que estallara la crisis, alrededor de 300 personas han perdido la vida, en su mayoría civiles, según las estimaciones de la Anpdh.

Con información de La Prensa de Nicaragua