Rubén Ortiz: Hay expectativa mundial sobre el TSJ legal

El constitucionalista sostiene que los magistrados designados por la AN tienen fuerza y competencia legal para juzgar a altos funcionarios de la república
Los venezolanos y un amplio sector de la comunidad internacional que siguen atentos el acontecer político de este país, se encuentran hoy a la expectativa de lo que podrán ser en estos momentos los pronunciamiento del verdadero Tribunal Supremo de Justicia de la nación, porque pese a su condición de exiliado, posee la fuerza de la legalidad y las competencias para conocer en alzada los juicios que se tramitan en los juzgados, y de manera especial en primera instancia de aquellos de carácter penal contra altos funcionarios de la República.
Así lo indicó el especialista en Derecho Constitucional, Rubén Ortiz Córdova, abogado integrante del Escritorio Ortiz Bucarán & Asociados, quien al referirse al anuncio de constitución del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela ante la sede y amparo de la Organización de Estados Americanos (OEA), reitero en primer lugar, el hecho de tratarse de una situación inédita en la historia política latinoamericana, así como la legalidad de los actos de carácter jurídico constitucional que emanen de sus integrante legítimamente designados por la Asamblea Nacional (AN) venezolana.
Tras referirse a los hechos que motivaron la designación y exilio por razones políticas contra los magistrados designados y juramentados por la AN, en uso de las atribuciones y competencias del Parlamento venezolano, el especialista explicó que “estas personas gozan de las mismas potestades, facultades y privilegios, como si se encontraran en el territorio nacional, dado que fueron elegidos, designados y juramentados con estricto apego a lo establecido en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela”.
Indicó Ortiz Córdova que pese a que no existe precedente de un hecho similar en la historia del funcionamiento del sistema interamericano, su instalación en un ámbito territorial exterior tiene el aval de un organismo como la OEA, por ser este el foro natural de carácter político internacional que tiene entre sus pilares fundamentales la preservación de la democracia, la justicia y la paz en el continente.
En tal sentido, indicó que la OEA cuenta con mecanismos que podrán aclarar toda la situación, relacionada con la actividad que están facultados para desempeñar los miembros de este Tribunal, como los que pueda prever el Comité Jurídico Interamericano de la Organización. Pero, agregó, todo lo que está ocurriendo en estos momentos con el TSJ designado por la Asamblea Nacional es “absolutamente legal y ajustado a derecho”.
En relación con el alcance de las decisiones que puedan emanar de este tribunal, dijo Ortiz Córdova que los pronunciamientos de esta instancia, pese a que son absolutamente jurídicos y estar perfectamente sustentados en el marco legal, carecerían del “poder de coacción que tienen todos los jueces para ejecutar su sentencia”. Estima, sin embargo, que “como se trata de una cuestión también teñida por lo político, seguramente en los próximos días se produzcan sanciones y otras medidas de la OEA que permitirían darle mayor fuerza a su actuación o, simplemente, se diluiría la iniciativa que el secretario general de la OEA, Luis Almagro, ha apoyado con estos magistrados”.
“Estamos un poco esperando, porque ni los propios magistrados han formulado pronunciamiento al respecto, ni iniciado la instrucción de un proceso, por lo que no sabemos hasta dónde están dispuestos a llegar, aunque gocen de todaslas facultades para hacerlo”, agregó.
Por otra parte, en relación con la situación planteada con la Fiscal destituida por la Asamblea Nacional Constituyente, indicó que Luisa Ortega Díaz, “sigue designada como Fiscal General de la República, y así se le reconoce internacionalmente, salvo por los cinco gobiernos aliados del Gobierno de Venezuela, pero el resto dela comunidad internacional, no solo de la región sino incluso la misma comunidad europea, que se ha declarado observador, la reconocen como autoridad única de lavindicta publica venezolana. Ella perfectamente puede acudir antecualquier organismo internacional a formular denuncias en nombre dela república de Venezuela”, dijo.
Expresó Ortiz Córdova su opinión según la cual “se trata de una de las cosas que motivó al gobierno venezolano a iniciar ese proceso amañado de remoción del cargo, precisamente porque ella es quien puede aplicar medidas, acudir ante organismos internacionales como la Corte Internacional Penal de Derechos Humanos; y son entonces posibilidades de iniciativas judiciales que a ellos les preocupa y aterra, y por eso han pretendido desconocerla y minimizarla. Pero en buen derecho, lacomunidad internacional a quien reconoce comoFiscal es a Luisa Ortega Díaz, y los magistrados del TSJ también están siendo reconocidos ahora como tales por los organismos multilaterales”.
Finalmente recordó el constitucionalista Rubén Ortiz Córdova que la instalación como Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela ante la sede de la OEA está fijada para el 13 del corriente mes de octubre.

 

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: