El hedor de la traición perfumada de hipocresía – Armando Martini

Con Caracas fueron injustos y ahora con Aragua son ruines. Definitivamente algunos no terminan de aprender. La burla parece una constante aderezada de incoherencia y contradicción. ¡Han desilusionado y humillado al ciudadano! Y no conforme, a quien fuera Alcalde que aragüeños llegaron a despreciar, haciendo política saltando cuanta talanquera conveniente a sus intereses, Juan Bimba, lo recoge de su patio anterior, al cual había llegado tras brincos previos. Olvidando canalladas y traiciones, lo inscriben como aspirante, en la tierra de los chaguaramos. Al parecer, no existe un militante blanco decente, de principios éticos, leales, confiables y buenas costumbres ciudadanas.

No recuerdan cuando para ser candidato a la Alcaldía del Municipio Libertador -previo hurto de las primarias, según denuncias- se inventó aquella insolente bufonada de que “la mayoría de su carrera política la había hecho en Caracas”. Y, como si no existiera, desconoció a ‘mi sitio, mi país’. Aragua, de acuerdo al vocablo indígena Caribe.

A lo mejor fue un favor para quitárselo de encima. De ser así, es costoso y de alto riesgo respaldar a tan tétrico personaje que renegó de su estado igual que lo ha hecho sin inmutarse con otros partidos. ¿Creen que los ciudadanos y en especial los aragüeños son cogidos a lazo?

La gente ha soportado demasiado a oportunistas que desacreditan la política y se aprovechan de problemas y expectativas para sus encubiertos negociados; deberíamos echarlos de la política ya que los partidos no lo hacen, y encima consiguen nuevos que los reciben con cargos, refrescos, fiesta, papelillos, pitos y banderines.

Se puede tener criterio amplio, mentalidad comprensiva y reconciliadora, pero nunca avalando salta-talanqueras habituales ni protegiendo a quienes deberían pagar con cárcel y desprecio público los abusos cometidos cuando estuvieron en el poder. Cualquiera que se preste a semejante insulto, debe ser rechazado con contundencia moral porque es amoral lo que hace.

Este pandillero político, traidor a su partido cuando Chávez era novedad y poder, perjuro repetido, terminó por conveniencia y dio el salto a la oposición donde, por absurdo, ejerce de dirigente, para volver a desertar y convertirse en independiente casi adeco, mancillando y profanando el nombre de Rómulo Betancourt y otros grandes dirigentes que merecen mejores recuerdos.

Hay que ser irresponsable, independiente del propósito, para acordar, desconociendo el pasado, a quien por años los atacó y trató de destruirlos. Demagogo, charlatán, gritón, embaucador y poco digno de confianza, no asombra el nuevo brinco. De salto en salto como los sapos retornará al chavismo donde Diosdado lo espera con los brazos abiertos, tras aquella notable, eminente, ilustre, distinguida e inmortal frase producto de una ocurrencia intelectual superior: la revolución es “indevolvible”. ¿Recuerdan o sufren de olvido progresivo?

Acciones tan deleznables y luctuosa como la Lista Maisanta, culpable de incontables infortunios familiares, violatoria de los más elementales Derechos Humanos que tanto daño hizo y hace, devastó hogares, mutiló vidas dejándolas en precarias condiciones, arruinó a trabajadores y profesionales, ¿cómo se puede desconocer semejante afrenta?

¿Cómo obviar el hecho que la Corte Penal Internacional en la Haya investiga a su candidato como co-autor de la terrorífica Lista Maisanta, que la misma Corte calificó de sistema moderno de Apartheid político en Venezuela?

Nunca jamás se debe borrar de la memoria aquella propuesta incivil y criminal del bandolero que tienen como aspirante, de atacar la marcha de la oposición en abril de 2002 con los círculos bolivarianos armados, como lo relatara en los medios de comunicación, el General Manuel Rosendo.

¿Cómo dejar de lado sus intervenciones en el recinto parlamentario, estimulando la encarcelación de ciudadanos inocentes con aquellos testimoniales vergonzosos en las tristes comisiones de la verdad? ¿Por qué nunca respondió la carta que hiciera pública Alejandro Peña Esclusa, titulada: “Ismael García puede liberar a Simonovis” de fecha 13 de abril de 2009?

Y quienes aún no ensordecen con sus arengas envenenadas con saña y odio, llenas de rencor y resentimiento, violencia e intimidación, sin escrúpulos contra quienes hoy lo amparan, defienden, consienten y cubren con un manto de impunidad. ¿No creen que hay valores mucho más importantes que un pacto de ocasión?

Obligado referirnos al episodio en el cual él y compinches José Albornoz (PPT) y Pedro Carreño (MVR) solicitaron al Ministerio Público la detención de los directivos de Súmate a quienes acusaron de estar involucrados en la supuesta comisión de usurpación de funciones, instigación a delinquir y agavillamiento”, además de acusar a María Corina Machado, de incurrir en traición a la patria. ¿lo olvidaron o acaso sufren de amnesia selectiva?

La reconciliación no puede justificarse recogiendo basura, no es necesario secundar a cuanto individuo diga que está contra el régimen. Hay que buscar y unir a los mejores, con valores principios morales y éticos, que puedan mirar a sus hijos y electores cara a cara sin avergonzarse. Dentro de la apertura necesaria hay que tener criterio, sumar a los que no tienen presuntos delitos e indignidades que pagar. Sobran mujeres y hombres decentes en la sociedad política venezolana.

El deber de la Venezuela honorable, digna y noble es rebelarnos ante este agravio, que pretende por la vía del consenso imponer a bucaneros de la politiquería, que están en la obligación de saldar sus deudas con el pasado.

Ciudadanos de Venezuela y del estado Aragua, un NO rotundo a la aspiración que la inmensa mayoría se opone, comentan con desagrado, pero no se atreven a decirlo. Nunca imaginé que podía pensarlo ni siquiera en la peor pesadilla, pero siempre está la Asamblea Nacional Constituyente para que no le conceda la carta de buena conducta a este aprovechado rufián. Aunque, nada extrañaría que el curtido zascandil de pactos de gazapo, pueda tener algún despreciable recurso entre manos.

@ArmandoMartini

 

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: