Magia Electoral “8.089.320” electores – Víctor Manuel García Hidalgo

 

La historia política y republicana de Venezuela, es una fuente imperecedera de conocimientos, que nos permite leer el pasado,  ordenar el presente y construir el futuro.

Ayer domingo, cuando el CNE anunció los resultados de la constituyente, o mejor escrito, Tibisay Lucena,  realizó uno de los mejores actos de magia de los últimos siglos, al convertir a 8.089. 320 electores “invisibles”, en votantes de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), convocada por Maduro y su combo, nos pasó por la mente “el guayabo” opositor que amanecería hoy sobre la geografía nacional. En efecto, hoy muchos opositores se deben sentir confundidos, otros frustrados y los más desesperanzados, pero es tiempo de análisis, tiempo de conclusiones, tiempo de razón, más que de pasión. No es tiempo de  lamentaciones, lea usted por qué:

Sepa usted que  la  votación de esta ANC,  era estrictamente necesaria para poder desarrollar la etapa final de la estrategia “Venezuela Libre y Democrática”. Si Tibisay Lucena, da las cifras reales de la consulta de ayer, la ANC se instalaría con un margen de votos muy inferior al registrado en la Consulta Popular opositora del pasado 16J. Esto aunque hubiese resultado difícil de digerir, políticamente podría explicarse. Lo que no admite prueba en contrario y lo sabe el Plan República, la FANB, la comunidad internacional y los venezolanos (Oficialistas y Opositores), es que ayer no votaron 8.089.320 electores. Todo lo que respecta a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), ha sido un proceso viciado e inconstitucional, desde su fase inicial hasta la fase de votación, concluida ayer.

El Rector Luis Emilio Rondón

Por eso el rector Luis Emilio Rondón,  no acompañó las cifras electorales anunciadas por la rectora Tibisay Lucena,  ahora existe un motivo perfecto para poder sacar a todo el desgobierno de Nicolás Maduro del poder. A partir de hoy Venezuela, tiene un gobierno fallido con una Asamblea Nacional Constituyente (ANC), que es desconocida por la gran mayoría del pueblo venezolano y es espuria para el oficialismo honesto, que lo hay, y para toda  la comunidad internacional.

A ese barranco de ayer, hay que salirle al paso en dos direcciones cuanto antes:  en lo interno el rector Luis Emilio Rondón está obligado a informar al país sobre lo ocurrido ayer electoralmente y luego de su anuncio poner el cargo a la orden, tal como lo hizo el Dr. Vicente Grisanti, Presidente del Consejo Supremo Electoral en el año 1952, una vez cometido el fraude electoral por parte del dictador Marcos Pérez Jiménez. El rector Rondón, no puede cohonestar con su presencia esa “caja negra”  que es el CNE. Ya en lo exógeno,  la comunidad internacional está haciendo lo suyo,  el llamado a una reunión de Cancilleres,  convocados por el Gobierno de Perú y la Organización de Estados Americanos, para el próximo 8 de agosto, es un paso trascendental para el futuro democrático de Venezuela.

Si hay oficialistas

Pongamos las cosas en su justo término, desde el punto de vista estadístico es innegable la presencia de un universo de electores que acompañan las iniciativas políticas y electorales del oficialismo gobernante, este ayer se hizo presente en un porcentaje que oscila entre el 12 y 18.5 por ciento. En el mejor de los casos, sufragaron unos 3. 515. 000.  Los porcentajes citados no  corresponden a un capricho del editor, todo lo contrario, son las estadísticas electorales  manejadas por la MUD (12%), que por ser parte en este proceso no lo tomaremos en cuenta y 18.5%, porcentaje oficialista estimado del Monitor Venezuela, que le asignó una firma especializada internacional, que a continuación publicamos:

Our results indicate that 3.6mn Venezuelans turned up to vote in the election, or 18.5% of registered voters. Our survey is based on a clustered statistical sample, with a cluster-adjusted standard deviation of 1.3 percentage points. Therefore, we conclude with a 95% margin of confidence that turnout was between 3.1mn and 4.1 mn votes.

table1

Los ciclos históricos

El 15 de diciembre de 1957, el Gral. Marcos Evangelista Pérez Jiménez ganó con fraude el Referendo y/o Plebiscito que lo mantendría en el poder entre los años 1958-1963, junto a sus candidatos al Congreso Nacional, Asambleas Legislativas y un largo etcétera de enchufados para la época. Según el fraude plebiscitario el dictador ganó con 2.374.790 votos (si) Vs. 364.182 votos (no). Unos días después, el 23 de enero de 1958, el déspota dictador salia de Venezuela, rumbo al exilio, en la vaca sagrada. De aquellos días, el General Luís Felipe Llovera Páez, inmortalizó esta frase: “Vámonos compadre, mire que pescuezo no retoña”….

Todo lo anterior, es contenido histórico para esta etapa final de la estrategia para una “Venezuela Libre y Democrática”.

Un comentario sobre “Magia Electoral “8.089.320” electores – Víctor Manuel García Hidalgo

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: