Arturo Sosa SJ apoya posición valiente de la Iglesia Venezolana

 

Arturo Sosa, sj.: “La gente está sufriendo, carece de las condiciones básicas para la vida”.

“Es necesario un auténtico diálogo, una negociación honesta y sincera”.

“Me gustaría unirme a las voces, las intenciones y las posiciones que han tomado los obispos venezolanos, que están muy unidos entre sí como Conferencia Episcopal como los jesuitas de Venezuela y otros hombres y mujeres religiosas del país”

El general de la Compañía de Jesús, Arturo Sosa, sj., respaldo la postura de la Iglesia venezolana en contra de la Constituyente, y subrayó que los obispos “asumen posiciones comunes muy valientes”.

El jesuita, nacido en Caracas, respaldó la posición del Episcopado, la Compañía de Jesús y otros religiosos en el país, que han clamado por los ciudadanos “que sufren y carecen de las condiciones básicas” para vivir, y llamó al diálogo.

“Me gustaría unirme a las voces, las intenciones y las posiciones que han tomado los obispos venezolanos, que están muy unidos entre sí como Conferencia Episcopal como los jesuitas de Venezuela y otros hombres y mujeres religiosas del país”, afirmó Arturo Sosa.

Han sido posiciones comunes muy valientes en este período“, insistió el religioso ante los micrófonos de Radio Vaticana y subrayó que “la prioridad es el sufrimiento de la gente”. El jesuita sostuvo que coincide con los obispos del país sudamericano, que han reiterado su oposición a la Asamblea Constituyente comunal impulsada por el presidente Nicolás Maduro, y que de acuerdo con los obispos es la instalación de “un régimen marxista”.

La gente en este momento están sufriendo porque carecen de las condiciones básicas para la vida, ya que no tiene comida o seguridad en la vida de cada uno; no hay medicinas o una escuela de calidad que funcione, no encuentran lo que es parte de una vida común”, objetó el padre Sosa.

“Es necesario compartir el dolor de las personas como una manera de hacer de la política un instrumento real para resolver el problema de la población, los servicios esenciales, y no convertirse en una lucha por el poder o por los privilegios que el poder puede dar a este u otro grupo”, remarcó.

“Por lo tanto, es necesario mantener un auténtico diálogo. Un diálogo que reconozca por primera vez el sufrimiento de las personas y también las diferentes posiciones en esa situación de crisis, es necesario que podamos obtener a través de un negociación honesta y sincera, un programa de unidad nacional que le permite dar prioridad a la resolución de los problemas a causa de la cual millones de venezolanos están sufriendo hoy en día la violencia”, amplió Sosa.

Y llamó a los políticos de ese país a “ser personas, personas capaces de hablar y llegar a acuerdos para el beneficio de todos”.

Jesús Bastante, 29 de julio de 2017/RD

(RD/Agencias)

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: