El Secreto de la Paz – Víctor Manuel García Hidalgo

La Paz en Secreto – 

Le Duc Tho y Kissinger
Le Duc Tho y Henry Kissinger, nominados al Premio Nobel de la Paz

Una Mesa cuadrada o redonda

La estupidez de los hombres, alcanzó su grado más elevado en la Conferencia de París, cuando Estados Unidos, la República Democrática de Vietnam, la República de Vietnam  y el Frente Nacional de Liberación, iniciaron las conversaciones en el año 1969, luego de firmar, sobre papel mojado, un acuerdo de Paz, que solo fue respetado a plenitud por los Estados Unidos, ya que los demás actores involucrados en el conflicto, continuaron en guerra por dos años más.

Las conversaciones sufrieron un primer retraso debido a que los involucrados no llegaban a un acuerdo por la forma de la mesa. El representante de la República Democrática de Vietnam, solicitaba una mesa cuadrada, mientras que el representante de EEUU, quería una mesa redonda. Después de “contar más cadáveres” acordaron que la mesa fuera ovalada.

Un salón con cuatro puertas

Otro retraso de las conversaciones de Paz, lo produjo la puerta de entrada al salón de reuniones, quien entraba de primero y quien de los delegados lo haría de  último. Este obstáculo fue salvado, gracias a los franceses, que diseñaron y construyeron para tal exigencia un salón con cuatro (4) puertas de acceso, para que cada uno de los representantes de las partes en conflicto, entraran al mismo tiempo. A partir de esta facilitación francesa, los galos adquirieron gran fama y reputación diplomática.

El Secreto de la Paz

Paralelamente, a estas conversaciones de paz en París, que causaron mucho ruido,  en el año 1970 Le Duc Tho, líder del partido comunista de Vietnam y Henry Kissinger, secretario de Estado de los EEUU, iniciaron reuniones bilaterales en secreto que llegaron a feliz término,  al lograr el cese al fuego en la guerra de Vietnam. Este esfuerzo de Paz, fue reconocido con el Premio Nobel de la Paz en el año 1973, premio que Le Duc Tho, se negó a recibir, argumentando que su país aún no estaba en Paz.  Otra versión habla, que Le Duc Tho, se negó a recibir el Premio Nobel de la Paz, junto a Henry Kissinger, por éste haber revelado el secreto de las conversaciones de Paz, entre ambos. Esta última versión no ha sido confirmada, pero tampoco ha sido desmentida.

Nos queda claro que firmar un acuerdo de paz, es un acto de valientes. Solo los que conocen la guerra, quienes han empuñado un fusil y lo disparan contra sus semejantes, saben de las nefastas consecuencias de un conflicto armado para el género humano. Firmar un acuerdo de Paz, no es para cobardes. Propiciar el diálogo y el acuerdo, es el camino más inteligente y directo para lograr el cese al fuego y encontrar la paz, pero ello requiere de una cuota de sacrificio y mucho silencio.

Los Vietnam y EEUU,  lograron el diálogo con mucho ruido, unas cuantas estupideces humanas  y mucho incumplimiento de las partes. Pero la Paz, el verdadero cese al fuego, se logró en secreto y mucho silencio. Ese fue el verdadero secreto de la Paz, en Vietnam.

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: