GUERRA CIVIL III (PODER POPULAR) – Antonio Guevara

raíz del último texto titulado Guerra Civil II (El Enemigo) mucha gente me ha contactado para decirme que aún no entiende la verdadera fortaleza que yo le atribuyo al Poder Popular. Con el ánimo de ser más ilustrativo posible y más grafico voy a versionar este chiste sobre el poder de penetración de Google en el manejo de información cotidiana de cualquier terrícola.
En este caso se trata del poder de penetración revolucionario en el manejo de la información de usted y de cómo la estructura del Poder Popular indicada en el último texto, se articula entre si en cada comunidad, en cada región y a nivel nacional, para la movilización en sus marchas y para los eventos electorales con las bases del pueblo y en última instancia para irse a la fase de RESISTENCIA para confrontar y para monitorear en tiempo real, lo que hace el enemigo, es decir…usted.
– ¡Pizzeria Guantanamera, buenas noches! De fondo se oia el jingle de “La Constituyente si va” en una emisora comunitaria que le hacía antesala con su música, al acento cubano del recepcionista.
– ¿Pizzería qué?
– Pizzeria Guantanamera, señor. ¿Cuál es su pedido?
– Pero este… ¿no era el teléfono de Pizza Hut?
– Era, sí señor, pero el consorcio GAESA de La Habana y otro de los militares venezolanos compró la pizzería, y ahora el servicio es más completo.
– OK. ¿Puede tomar mi pedido, por favor?
– Sí. ¿El Señor desea lo de siempre?
– ¿Lo de siempre? ¿Usted me conoce?
– Tenemos un identificador de llamadas y, de acuerdo a su teléfono de Cantv, sabemos que las últimas 53 veces que llamó pidió pizza solicitó con gustos cuatro quesos y calabresa.
– Vaya, no me había dado cuenta. Quiero eso mismo.
– Señor, ¿puedo hacerle una sugerencia?
– Por supuesto. ¿Tiene una pizza nueva en el menú?
– No, señor. Nuestro menú es muy completo, pero me gustaría sugerirle la de ricotta y la de rúcula.
– ¿Ricotta? ¿Rúcula? ¿Está loco? Odio estas cosas.
– Pero, señor, es bueno para su salud. Además, su colesterol no anda bien.
– ¿Cómo lo sabe?
– Nuestro consorcio tiene toda la base de datos de los venezolanos. Tenemos información del laboratorio donde usted se hace sus exámenes, también. Cruzamos el número de teléfono con su nombre y vimos los resultados de sus pruebas de colesterol.
– No quiero pizza de queso suave o ensalada. Para eso tomo mi medicamento para el colesterol y como lo que quiero.
– Señor, lo siento, pero creo que usted no ha tomado su medicina últimamente.
– ¿Cómo lo sabe? ¿Usted me está mirando todo el tiempo?
– Tenemos una base de datos de las farmacias de la ciudad. La última vez que compró su medicamento para el colesterol fue hace 3 meses. Y la caja tiene 30 comprimidos.
– ¡Maldita sea! Es cierto. ¿Cómo usted sabe esto?
– Por su tarjeta de crédito.
– ¿Qué?
– Usted tiene el hábito de comprar sus medicamentos en Farmatodo que le ofrece dinero en efectivo adelantado si paga con tarjeta de debito. Tenemos una base de datos de sus gastos con la tarjeta, hace 3 meses no ha comprado nada allí, pero sí la utiliza en abastos Bicentenario, en PDVAL, Mercal, Excelsior Gama, Madeirense, Plazas, Unicasa, Luvebras, lo cual nos indica que no la ha extraviado. Además, ninguno de los bancos del estado ha reportado que usted está solicitando tarjeta de reposición.
-Coño ¿y como saben eso de los bancos? ¿Los portugueses le entregan la data? ¿Cómo saben que soy yo?
-Señor recuerde que tenemos la data de todos los bancos por la via de SUDEBAN y allí acabamos de designar un mayor del Ejército como superintendente. Ese es de los nuestros. Para la data de los portus existe una vaina que llaman Hackers ¿lo comprende? Es usted, lo sabemos por la huella.
– ¿Y no puedo pagar en efectivo en la farmacia? A ver qué me dices.
– No debería haber pagado en efectivo, usted le paga 80.000 Bsf. semanales a su empleada doméstica y el resto de sus gastos los realiza con tarjeta de débito o de crédito.
– ¿Cómo saben lo que gana mi empleada?
– Porque ella se lo comenta al empleado de la vigilancia y a la pareja de conserjes. Ambos viven en el mismo barrio y forman parte del mismo consejo comunal. Y además forman parte de la misma patrulla de las Unidades de Batalla Bolivar-Chavez. Por cierto, aquí estamos viendo que no está al día con las cotizaciones del IVSS de su empleada y de la mayoría de los empleados de su empresa.
– ¡Anda a comer mierda!
– Sí, señor, lo siento, pero todo está en mi pantalla. Tengo el deber de ayudarlo. Creo que usted debe volver a programar la consulta a la que faltó con su médico y llevarle los resultados de los exámenes que se hizo el mes pasado para que le ajuste la medicación.
– Estoy harto de INTERNET, el PC, EL SIGLO XXI, la falta de privacidad, las bases de datos y de este país.
– Pero, señor !
– ¡Cállate! Me voy a mudar bien lejos de este país. A las Islas Fiji o a alguna parte que no tenga Internet, computadoras, teléfono y gente vigilándome todo el tiempo.
– Entiendo. Pero recuerde antes de irse de vender todos sus activos y dejar en cero su patrimonio.
– Verga también saben todo lo que tengo.
– Señor, todas sus declaraciones juradas de patrimonio que rindió cuando fue empleado público las cruzamos con la data de la Contraloría General de la República y los del SAREN. Usted no ha hecho ninguna negociación desde hace mucho tiempo. Por cierto, tiene algunas cositas pendientes con los impuestos de sus empresas, es bueno que lo haga antes de irse, por acá lo estamos viendo en sus registros del Seniat.
– Voy a usar mi tarjeta de crédito por última vez para comprar un billete de avión e irme bien lejos.
– Perfectamente.
– Cancele mi pizza.
– Perfectamente. Se cancela. Una cosa más, señor.
– ¿Y ahora qué?
– Su pasaporte está vencido.
Este es un chiste adaptado, por cortesía de la Universidad de las Ciencias Informáticas de Cuba, Cantv, CNE, Movilnet, el Cable submarino, los satélites Bolívar y Miranda, VTV, los medios comunitarios formados por las emisoras comunitarias y las televisoras sociales, y la Inteligencia Popular (Patriotas Cooperantes).
Para todo lo demás existe el hacker.
@antonioguevara

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: