¡Transición e Inclusión o Suma de Cadáveres! – Víctor Manuel García H.

¡Transición e Inclusión o Suma de Cadáveres!

UBA.jpg
Transición Democrática: Universidad Bicentenaria de Aragua

Existe, no hay duda, un Chavismo que respeta la Constitución y la regla de oro del juego democrático: el voto universal, directo y secreto. ¡Una persona un voto!

En democracia se pierde y se gana, siendo siempre el fiel de la balanza, el pueblo, el soberano, quien pone y quita, a través del voto a Presidentes, Congresistas y demás funcionarios  electos por sufragio universal, directo y secreto.

Principios, Valores y Respeto a la Constitución y demás leyes,  es requisito sine qua non, para preservar la paz social de los venezolanos y mantener  las bases de la República. La actuación de la Dra. Luisa Ortega Díaz  Fiscal General de la Nación, garante de la legalidad en Venezuela,  ha sido clara, contundente y categórica, en este sentido: “se ha violado el Estado de Derecho, se ha roto el Hilo Constitucional”. En consecuencia hizo un llamamiento a los venezolanos para que asuman de suyo el Constitucional Artículo 333:  Esta Constitución no perderá su vigencia si dejare de observarse por acto de fuerza o porque fuere derogada por cualquier otro medio distinto al previsto en ella. En tal eventualidad, todo ciudadano investido o ciudadana investida o no de autoridad, tendrá el deber de colaborar en el restablecimiento de su efectiva vigencia”.  ¡Así las cosas!

De otra parte observamos  a dirigentes que militan en el Chavismo, que no acompañan la prédica inconstitucional y antidemocrática, del Madurismo, que se tira en el suelo y se rasga las vestiduras para mantenerse en el poder a trocha y mocha. Como el 79.4% de la población electoral venezolana, rechaza y repudia el Gobierno de Nicolás Maduro, se irrespeta la regla de oro de la democracia, el voto y se viola el contrato que mantiene la paz social de los venezolanos: la Constitución.

Maduro y su combito, a Dios Gracias, cada vez son menos, actúan como aquellos “carajitos” sin mayor destreza para jugar béisbol y al ser sacados de la partida, se disgustan, agarran su bate, su guante y la pelota y acaban con el juego. Así anda Maduro y su combito, volando todos los puentes del entendimiento, del encuentro, del diálogo y del camino electoral. Ni siquiera han cumplido los acuerdos asumidos ante la Santa Sede y los expresidentes que acompañan el diálogo. Saben que por la vía electoral están perdidos, por eso recrudecen la violencia y la represión criminal en contra de los venezolanos que protestan en las calles de Venezuela.

El Chavismo, ha entendido que el PSUV, debe, puede y tiene, que sobrevivir al desgobierno de Nicolás Maduro. Observamos al ex Ministro Miguel Rodríguez Torres, hablando “de cambio, nueva ética política y reconciliación nacional”. Los  profesores  Nicmer Evans y Héctor Navarro, hacen lo propio desde sus ventanas de opinión. El Mayor General Cliver Alcalá Cordones, el periodista Juan Barreto y los diputados  Germán Ferrer y Eustoquio Contreras, han asumido la defensa del Legado de Hugo Chávez: la Constitución del año 1999.  Al interior de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, son decenas de miles los uniformados que rechazan la iniciativa de Asamblea Nacional Constituyente propuesta por Nicolás Maduro.

Violencia y caos

El desgobierno de Nicolás Maduro y los radicales que lo enfrentan se alimentan de la violencia y el caos. ¿A dónde nos conduce ese enfrentamiento? De continuar transitando por el camino de la confrontación, llegará el momento que vamos a vernos reflejados en el Espejo Sirio: más de 600 mil muertos; 6 millones de desplazados, 1 millón de desaparecidos, más de 900 mil heridos y mutilados. ¡Nos sentaremos en una mesa, solo para contar cadáveres! Si el ejemplo exógeno no es suficiente, los invito a profundizar en lo sucedido en la Venezuela del Siglo 19,  entre los años 1858 – 1863.  Por la torpeza y polarización política de “Liberales y Conservadores”, se mataron a balazos y machetazos  110 mil venezolanos. Ese fue el saldo sangriento de la Guerra Federal, que tuvo en Ezequiel Zamora,  figura emblemática del actual régimen de Nicolás Maduro, a uno de  las más eficiente y connotada figura sanguinaria del Siglo 19.

Transición democrática

En nuestra categoría de análisis, determinamos que la transición democrática está en marcha, de ello no tenemos duda.  Algunos no lo observan, pero lo que se vive actualmente en Venezuela, es la anunciación del fin de una etapa, que históricamente, será recordada como el “Ciclo Perdido”. Son los 18 años que pudieron ser, significar y marcar el desarrollo de Venezuela, como potencia agrícola, pecuaria, educativa, económica, industrial  y tecnológica. ¡No fue así!

Se perdió el rumbo. Lamentablemente los indicadores sociales y de salud, retrocedieron. El talento humano nacional emigró hacia otras latitudes en  búsqueda de escenarios de progreso y futuro.  La involución les cerró el presente  y les hipotecó el futuro.

Universidad Bicentenaria de Aragua

Sectores del Chavismo y dirigentes políticos venezolanos, comienzan a aparecer juntos y se reconocen en Foros, Conversatorios y Actos Públicos, donde se aborda el tema del cambio político y democrático en Venezuela. Todos coinciden en el respeto a la Constitución, se habla de Agenda Electoral, Reconciliación Nacional, Ética Política, Libertad de Presos Políticos, Educación, Producción Nacional, Economía, Progreso y Futuro. Justicia, Educación e Inclusión, es la trinidad que  señala el camino hacia la Transición Democrática en Venezuela. En consecuencia, todos los caminos  que se tomen para lograr el diálogo, el entendimiento, la agenda electoral y el regreso a la Constitución Nacional, son necesarios, pertinentes y útiles.

Ser testigos presenciales y protagonistas del cambio político en la Venezuela actual, es el deber ser,  que nos obliga como Sociedad Democrática. Lo que viene haciendo la Fiscal General de la Nación y ver juntos a los doctores Eduardo Fernández, Javier Elechiguerra con el Mayor General Miguel Rodríguez Torres, en un Foro de la Universidad Bicentenaria de Aragua, es una señal de madurez política, democrática y un ejemplo a seguir,  para evitar la violencia, la confrontación, la guerra y la suma de más cadáveres…

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: